País y Mundo

México es el país más peligroso para sacerdotes en América Latina

Foto de Jeffrey Bruno"El sacerdote es el más pobre de los hombres si Jesús no lo enriquece con su pobreza", dijo hoy el Papa.

diciembre 30, 2013

MÉXICO D.F. (ACI/EWTN Noticias).-Un estudio elaborado por la Unidad de Investigación del Centro Católico Multimedial (CCM), que abarca los últimos 23 años, reveló que México es por sexto año consecutivo el país más peligroso para sacerdotes, religiosos y laicos en América Latina.

El estudio detalla por nombres y diócesis, los integrantes del sector que han perdido la vida a causa de la delincuencia común o el crimen organizado. Señala además un dramático aumento de las extorsiones y los atentados, que no sólo dañan a los presbíteros en cuanto al patrimonio, sino que aumentó el riesgo de que pierdan la vida por su labor de difusión del Evangelio.

Según el Sistema Informativo de la Arquidiócesis de México (SIAME), el análisis abarca los últimos 23 años, donde se tiene registro detallado de 34 asesinatos contra miembros de la Iglesia Católica Mexicana, desde un cardenal, 25 sacerdotes, dos religiosos, cuatro laicos y hasta una periodista católica, mientras que las tendencias del agravamiento de estos fenómenos en México se muestran a la alza, con un incremento de 67 por ciento en el primer año de este sexenio comparado con el mismo periodo de la anterior administración federal.

Esta dramática situación, según el estudio del CCM, coloca a México por sexto año consecutivo en el nada honroso primer lugar en crímenes de odio contra sacerdotes, religiosos y laicos en América Latina. Mientras que de 2010 a la fecha, la extorsión contra el sector creció 39 por ciento, “esto coloca a México como el país latinoamericano más peligroso para ejercer el ministerio sacerdotal”, destaca el análisis.

Durante el año que está por concluir, se tienen 1.465 reportes por intento de extorsión en contra de los agentes de pastoral, obispos y presbíteros, un sustancial incremento sobre los 1,035 reportes del año 2010. También se registra una escalada de intentos de extorsión en parroquias, institutos religiosos y hasta el Seminario Conciliar en la Ciudad de México, detalla este informe del CCM, situación que también se repite en el Interior de la República, así como en casas de migrantes.

Dicho fenómeno de la extorsión contra el sector religioso prolifera aún más en las entidades con mayor incidencia de inseguridad, como Colima, Michoacán, Durango, Tamaulipas, Veracruz, Tijuana, Guerrero, Tabasco, Ciudad de México y Estado de México; en tanto, las amenazas de muerte e intimidación contra religiosos incrementaron alrededor de 119 por ciento con respecto al 2010, lo que se considera un atentado en contra de la fe de los fieles.

Según se informó, la vulnerabilidad que ahora experimentan los agentes de pastoral en México, se debe a que ninguna autoridad los protege en contra de los atentados, especialmente en zonas de alto riesgo, lugares donde prolifera la inseguridad por causa del crimen organizado.

“¿Es posible esto en México? Y la respuesta es: Sí, todo eso y algo más… El balance es crudo… los efectos son de alto costo sin aparente solución, y más aún porque también afecta directamente a la feligresía… hoy más que nunca, se deberá informar puntualmente a la opinión pública, para apremiar al gobierno y a los poderes públicos involucrados, para que ayuden a resolver estos problemas”, expresó el CCM.

Para más información, se puede ingresar a http://www.ccm.org.mx